Recientemente, hemos recibido noticias sobre algunas compañías de servicios que se han unido a la producción de energía verde, sin embargo, estas medidas siguen sin ser suficientes hasta que no se hayan implementado en su totalidad, mientras, podemos comenzar a aplicar algunos trucos para reducir el consumo de gas. Para cambiar de compañía o de titular hay que cumplir los requisitos para el cambio de titularidad y de compañía.

reducir consumo gas, suministro gas y electricidad, proveedor gas online

¿Qué trucos funcionan para reducir el consumo de gas en nuestro hogar?

Existen algunas técnicas muy sencillas que pueden ayudarte a reducir el consumo de gas sin dejar de cocinar tus alimentos de manera efectiva. Aunque ahora los fabricantes están apostando por cocinas más amigables con el medio ambiente, podemos ahorrar mucho más si ponemos en práctica algunos trucos.

Cocinar a fuego lento

Si no lo sabías, cocinar a fuego lento no es solamente una forma de ahorrar energía, pues cocinar de esta manera ayuda a que nuestros alimentos conserven mejor sus propiedades nutritivas, al mismo tiempo que permite que no se sobre cocinen. Así, una vez que el hayas calentado tu olla, procede a moderar la cantidad de llama.

Cocinar más para ahorrar más

Cuando cocinamos más alimentos en una sola vez, podemos ahorrar en gas mucho que si cocinamos pequeñas cantidades todo el tiempo. Recientes investigaciones han demostrado que hacer esto elimina la pérdida de energía en más de un 30%.

Reúne todos los ingredientes antes de cocinar

Otra técnica para reducir el consumo de gas es recolectar todos ingredientes antes de comenzar a cocinar, de manera que no se desperdicie gas. En lugar de buscar ingredientes mientras la hornilla está encendida, es más útil tener todos los materiales a la mano antes de comenzar a cocinar.

Corta en trozos más pequeños los alimentos más sólidos o grandes

Algunas investigaciones han demostrado que cocinar piezas más grandes de alimentos como trozos de carne, consume mucha más energía en comparación con las piezas más pequeñas. Si quieres gastar menos en gas, corte la carne en trozos más pequeños antes de cocinar para que su cocción sea mucho más rápida.

Usa una olla que cubra la hornilla

Para ahorrar gas, siempre usa una olla que cubra la hornilla por completo para una cocción eficiente y un uso óptimo del gas. Usar una bandeja u olla más pequeña sobre una hornilla grande solo aumentaría el desperdicio, ya que las llamas que llegan al lado del utensilio no son útiles para cocinar.

Evita las fugas de gas en tu cocina

La comprobación de cualquier fuga es una de las mejores maneras de asegurarse de que no se desperdicie ninguna cantidad de gas. Mantén un control en el regulador, la tubería y la hornilla para detectar posibles pequeñas fugas que puedan ser más grandes con el tiempo y que puedan pasar desapercibidas.

Seca los utensilios u ollas antes de colocarlos en una hornilla

Este es uno de los errores más comunes cometidos por casi todos los usuarios, y que puede marcar la diferencia entre ahorrar y desperdiciar gas. Los utensilios que tienen cierta cantidad de gotas de agua en su interior consumen más gas para que el agua se evapore.

De tal manera que, procura limpiar los utensilios u ollas con un paño húmedo antes de colocarlos en la hornilla. Verás cómo hará una gran diferencia en el ahorro de gas y el monto de la factura mensual.

reducir consumo gas, suministro gas y electricidad, proveedor gas online

¿Cuál es el mejor proveedor de gas para ahorrar energía en España?

Actualmente, la lista de proveedores de gas en España no está compuesta por una larga lista, de hecho, son pocas las compañías que podemos encontrar en el mercado que suministren gas natural de forma exclusiva.

Pero sí podemos encontrar que un mismo proveedor de gas también suministre electricidad, lo cual resulta mucho más beneficioso por sus promociones y costos. No obstante, si deseas comenzar a ahorrar unos cuantos euros en gas, te recomendamos identificar a qué tipo de mercado perteneces.

Puedes saber más sobre Gas Natural Fenosa.

Sobre el mercado libre y el regulado

Recordemos que existen dos tipos de mercado que determinan una tarifa u otro. Así pues, tenemos el mercado libre y el mercado regulado. El primero no es más que la tarifa que imponen los proveedores privados y que conllevan una ganancia, mientras que el segundo mercado contiene una tarifa que es determinada por el gobierno.

Por lo general, las tarifas del mercado libre son mucho más costosos que las tarifas del mercado regulado. Sin embargo, existen algunos proveedores de empresas privadas que ofrecen tarifas reguladas. Para conocer a qué tipo de mercado perteneces, puedes comenzar por revisar tu factura de gas, para entenderla en detalle haz clic aquí.

Así pues, para ahorrar energía puedes optar por cambiar a un proveedor cuyas tarifas sean reguladas, o puedes conservar a tu proveedor, si este te ofrece planes de servicios que se ajusten a tus necesidades, y que sean mucho más amigables con tu bolsillo.

Una buena forma de estudiar promociones o servicios, es recurriendo a los sistemas de comparación de tarifas. La mayoría de los portales de los proveedores de gas y electricidad ponen a la orden de sus clientes, una tabla comparativa de precios y servicios totalmente gratuita.

Proveedor de gas online: ¿Puedo hacer cambios en mi factura por internet?

Una de las comodidades que nos brinda la tecnología y la conexión por internet, es que nos posibilita gestionar desde la comodidad de nuestro hogar, cualquier cambio o modificación en nuestros suministros. Desde cambiar la potencia de electricidad hasta cambiar de proveedor de energía.

Sin embargo, a la hora de querer hacer cambios dentro de la factura de los servicios, es importante que tengas a la mano todos tus documentos de identificación, como el DNI, tu dirección exacta, el código PUCS (puedes encontrarlo en tu factura de gas), y tus datos bancarios.

¿Cómo cambiar de proveedor de gas y electricidad?

Si tu deseo es solicitar un cambio de proveedor de gas y electricidad, no te preocupes, puedes realizar esta acción a través de internet, el proceso puede durar unas dos a cuatro semanas antes de recibir una respuesta. Para hacer el cambio, solo necesitarás tener a la mano los documentos antes mencionados.

Por supuesto, tu suministro actual no será cortado, sin embargo, debes tener en cuenta que debes hacer la solicitud al menos unos 15 días antes de terminar tu anterior contrato.